Actitud ante el desempleo

Tu aspecto personal importa a los demás. Piénsalo.

Estos días en los que el desempleo es tema de conversación mas habitual de lo deseable, me gustaría hacer una reflexión a cerca del aspecto personal relacionado con el empleo.

Observo y veo que todo el mundo coincide en ello, que las personas que pierden su empleo suelen perder al mismo tiempo algunas de las costumbres que han llevado hasta entonces o al menos a variarlas sustancialmente. Está claro que la obligacion que cada uno tiene de acudir a su trabajo pulcramente aseado y vestido, se relaja al estar desempleado pues muchas veces ya no es necesario salir de casa todos los días, los horarios se vuelven mas flexibles y relajados , nos quedamos solos en casa etc.

Uno de los factores que quedan afectados por  la pérdida del trabajo es la autoestima. En algunas personas su autoestima decae por este efecto, sin embargo en otras se eleva debido a una medida de autodefensa.

Uno de los síntomas de que la autoestima está disminuyendo es sin duda la falta de cuidado personal y el afeitado en particular. En numerosas ocasiones se pierde la costumbre de afeitarse a diario. Se observa muy bien este fenómeno en los adolescentes cuya cara afectada de acné, les produce inseguridad, insatisfacción consigo mismo etc. Y por ende, una persona con la autoestima correcta ( no digamos alta), es más participativa, trabaja mejor en grupo, tiende a afrontar los problemas en vez de ocultarlos etc. En definitiva tiene mas oportunidades de encontrar un empleo.

Como autoterapia, recomendaría no descuidar el afeitado tanto si se busca trabajo como si no. Y no digamos si debemos asistir a una seleccion de personal, a una entrevista etc. Mas del 90 % de los entrevistadores se fijan en el aspecto de los aspirantes y el 75 % ( mas aún si quien decide entre los candidatos es una mujer ) seleccionaría al mejor presentado, si hubiese duda entre dos candidatos con iguales méritos . Una cara limpia dá la impresion de altura de miras, de superacion de objetivos, de predisposicion para trabajar  y de complacencia con uno mismo. Ese día estrena cuchilla, tómate tiempo para hacer una buena espuma, relájate mientras te afeitas apurando al máximo lo que tu piel permita y termina con una dosis extra de after shave. Piensa decididamente : ¡ El puesto va a ser mío !

Así pues, señores, afeítense a diario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: